Cómo-cuidar-los-muebles-blancos-1

¿Cómo cuidar los muebles blancos?

Tener un ambiente decorado con muebles blancos siempre hará ver tus espacios llenos de glamour y elegancia. Sin embargo, muchas veces las manchas y la suciedad se apoderan de ellos haciéndolos ver descuidados o sin brillo. Por tal razón aquí te damos las recomendaciones adecuadas para que logres que tus muebles luzcan impecables en todo momento.

Tips para cuidar los muebles blancos 

Lo más hermoso de una casa es la limpieza, y si tienes muebles blancos bien cuidados destacaras tu personalidad en ese espacio tan especial. A continuación, te ofrecemos una serie de tips infalibles para mantenerlos en perfectas condiciones.

  1. Aléjalos del sol: ya sean de cuero u otro material los muebles blancos son muy delicados por lo que una alta exposición al sol podría ocasionar que se opaquen perdiendo su brillo natural.
  2. Cuidado con los productos de limpieza: procura que los productos con los que limpies no contengan amoniaco para no alterar su color. Lo mejor es ponerlo en manos de profesionales que saben exactamente qué productos necesita cada textura.
  3. Prepárate para celebrar: En ocasiones especiales como fiestas en casa o reuniones con amigos, puedes colocar protectores de tela en las áreas más importantes como los posa manos o cabeceras.
  4. Ten en cuenta el alrededor: no solo es importante limpiar tus muebles con regularidad sino también la zona en la que se encuentran; en este caso se podrían incluir las cortinas, alfombras, cojines e incluso camas los cuales suelen absorber el polvo y suciedad afectando todo en general.
  5. No comas encima de ellos: colocar bebidas muy calientes o muy frías podría hacer que pierdan su forma, color o textura.
  6. Realiza un buen mantenimiento cada 15 a 25 días: aspíralos, limpia sus acabados en madera y elimina todo el polvo que pueda haber para evitar alergias o enfermedades causadas por los ácaros o agentes externos.
white and brown living room

Tipos de manchas y cómo limpiarlas

El problema principal con los muebles blancos son las manchas, ya que por el color se ven más y son muy problemáticas a la hora de limpiarlas. Por tal razón si no tomas precauciones a tiempo, lo que puedes hacer es intensificar la mancha de tus preciados muebles blancos.

Entre ellas las más comunes son las manchas de grasa, café, vino, tinta, pintura de labios o maquillaje. Lo importante es que evites usar productos que pueden empeorar la situación; usa siempre un trapo limpio, humedécelo con agua y un jabón libre de amoniaco, luego procede a aplicarlo tratando de absorber la mancha, pero no frotes demasiado para evitar un daño severo. En caso de dudas es mejor ponerlo en manos de especialistas donde ahorras tiempo dinero.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *